menú del día
Home / , , , / La participación de las mujeres en la vida política.
La participación de las mujeres en la vida política.
Por:  / 17 noviembre, 2015

Guadalajara 3.0/ Adriana Rodriguez @AdrisabelRL

México únicamente ha tenido 7 gobernadoras, hoy en día se cuenta con una gobernadora en el país, según el Observatorio de Participación Política de las Mujeres liderado por el Instituto Nacional de las Mujeres (INMUJERES), el Instituto Nacional Electoral (INE) y el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TRIFE) de los 500 curules 212 son ocupados por mujeres, en el Senado de la Republica de las 128 senadurías solo 44 son mujeres, no obstante, en Jalisco de los 39 curules, 17 son ocupados por Diputadas y el resto por varones, en cuanto al ámbito municipal de los 125 municipios solo 5 son representados por mujeres, en lo referente a la asignación de regidurías 496 son mujeres y 979 son hombres.

Lo que vivimos el pasado 7 de junio del 2015, sin duda, fue un parteaguas en la vida democrática del país, es evidente que ha sido difícil la lucha emprendida por mujeres y hombres sumados a la causa por la igualdad; con muchas dificultades se avanzó en el objetivo de lograr la paridad de género en el terreno de las contiendas políticas; hoy la oportunidad para alcanzar la paridad es una realidad, las reformas legales que la permitieron, sin duda han estimulado un circulo virtuosos  a partir del proceso electoral 2015, puesto que, se han generado cambios importantes en la participación política de las mujeres, sin duda este hecho constituye parte de la reivindicación de los derechos políticos de las mujeres.

El pasado proceso electoral, en el cual fuimos testigos y participes de la elección, en la que participaron como candidatas el mayor número de mujeres en la historia de la vida electoral del país; Sin embargo, los resultados no dieron para alcanzar la paridad entre mujeres y hombres.

Aunque existen avances muy importantes en la ruta hacia la igualdad, con el fin de construir una democracia en la que en ningún rincón del país la mujer sea tratada o vista como un ser inferior, a manera que es evidente que la discriminación y violencia contra las mujeres se vive en los ámbitos políticos y sociales, lamentablemente es justificada culturalmente por la sociedad; es por ello, que considero de suma importancia el empoderamiento de las mujeres, sin importar la condición social y entender que el tema de mujeres no solo es para mujeres, es indispensable trabajar en conjunto hombres y mujeres, a fin de que juntos podamos conocer y ejercer nuestros derechos y mejorar nuestro contexto, y de esta manera influir para poder impulsar políticas con perspectiva de género.

Es por ello la importancia de la integración de las mujeres ejerciendo representación política y gobernando, más mujeres que han superado barreras y que hoy sean intérpretes de la vida política, más mujeres tomando decisiones o formando parte en la construcción de políticas públicas, así como en la participación de sus atribuciones constitucionales. En esencia, la mujer participando con su visión, su inteligencia y su conocimiento en estos espacios donde se adoptan decisiones fundamentales para el país, acreditando en los hechos que la capacidad no es exclusiva de un género, sino que forma parte de la condición de igualdad entre hombres y mujeres.

Además se tiene que trabajar desde el ámbito institucional para poder brindar mayores y mejores servicios desde la perspectiva de las mujeres, en donde sean atendidas las denuncias de desigualdades y de las injusticias, de igual manera que sean escuchadas las voces que claman mejores condiciones de vida para los y las mexicanas.

En esa ruta se ubica nuestra participación para seguir construyendo el México incluyente que anhelamos con oportunidades para todos y todas, en donde no tengan cabida la injusticia y la desigualdad.

Deja un comentario
Te puede interesar
Lo más reciente
tenemos una cita
Narcobloqueos: miedo a la incertidumbre
En Guadalajara solía creerse que nada pasaba, que éramos una ciudad de orden y de acuerdos. En la ciudad vivían las familias de los narcos, justo porque era un lugar neutral, un lugar tranquilo. Tras los narcobloqueos del pasado 1 de mayo esas creencias se desdibujaron y nos colocaron en una situación de incertidumbre.